X

X


Todos son nuestros muertos
E. M. Zaragoza

Todos son nuestros muertos
E. M. Zaragoza

Hace 50 años fue miércoles. Fue miércoles y es hoy. Fue octubre. Y es marzo o diciembre. El pasado habita en nosotros y, sin pedir permiso, asoma nítido, espléndidamente siniestro. Fue otra generación y es esta generación. Estamos hechos de todo nuestro pasado y del pasado de nuestros antepasados.

Es 1968 y es 1971. Son los últimos doce años. El último medio siglo, sembrado de muertos. Muertos todos que son nuestros muertos. El 2 de octubre se perpetró un crimen de Estado, lo ha tenido que admitir el Estado, medio siglo después. Historia tejida de vidas extinguidas violentamente. Camino sembrado de muertos. Masacrados. Emboscados. Venadeados. Cuerpos que son mensajes, meros mensajes.

Cuerpos de revoltosos. Comunistas. Rebeldes. Guerrilleros. Migrantes. Peones del narcotráfico. Bajas colaterales. La gran fosa de todos los muertos de toda la nación. La nación única de todos los mexicanos. Desaparecidos políticos. Desaparecidos sin motivos políticos. Crímenes de Estado, por acción o por omisión. Vamos aceptándolo de una vez. ¿Para qué esperar otros 50 años? Negligencia del Estado. Disolución de las fronteras entre el Estado y el crimen.

La letanía de nuestros difuntos. Tlatelolco, 1968. Jueves de Corpus, Ciudad de México, 1971. El Otatal, 1974. Ocosingo, 1994. Aguas Blancas, 1995. Acteal, 1997.

Y la cuenta más reciente. La cuenta del horror colectivo. Cuenta infinita. Orgía de crueldad. Acapulco, 2006. Culiacán, 2008. Ciudad Juárez, 2009. Hermosillo, 2009. Chihuahua, 2010. Ciudad Juárez, 2010. Acapulco, 2010. Torreón, 2010. San Fernando, 2010. San Fernando, 2011. Monterrey, 2011. Veracruz, 2011. Culiacán, 2011. Cadereyta, Nuevo León, 2012. Letanía infinita. Tlatlaya, 2014. Ayotzinapa, 2014. Tanhuato, 2015. Guadalajara y sus trailers delirantes, 2018.

Y que, además de eso, se inicien los procedimientos legales para fincar Mil 300 fosas clandestinas y sus ocupantes sin nombre.

¿Cuándo vamos a admitir que vivimos en medio de una guerra civil? ¿Cuándo cerraremos este terrible ciclo? Secuencia interminable de masacres, rosario de locura. ¿A qué hora perdimos la cordura?

Ciudad de Querétaro, octubre 4, 2018